Comparte

Por Alfonso Ricardi – 13 de abril 2015 

Acabó la VII Cumbre de las Américas celebrada en Panamá. Los líderes, actores sociales, empresarios y jóvenes de este hemisferio se reunieron para tratar temas de gran importancia para el continente, todo bajo la temática de “Prosperidad con Equidad: El Desafío de Cooperación en las Américas”.

Más allá de los temas principales de la Cumbre: Educación, Migración, Salud, Energía, Participación Ciudadana, Medio Ambiente y Gobernabilidad democrática , ¿cuáles fueron los aspectos que más llamaron la atención?

Cuba y EU, ¿ya se quieren? 

Si de por sí, la participación de Cuba en la Cumbre fue un gran incentivo para que los ojos del mundo estuvieran depositados ahí, la reunión que tuvieron los líderes de Estados Unidos, Barack Obama y de Cuba, Raúl Castro, dentro de este gran evento motivaron aún más a ponerle atención. 

Estas dos naciones, bien conocidas por su enemistad, descongelaron la tensión existente entre ellas el 17 de diciembre de 2014, y tal y como se menciona en el portal de la Cumbre de las Américas, el siguiente paso tras este impresionante anuncio era una reunión bilateral de alto nivel en un marco como el de la Cumbre. 

Y aunque no se dio algo fuera de lo común dentro de la reunión, se destaca lo histórico del hecho y la disposición de ambas naciones a seguir trabajando por sus relaciones. 

“Lo he dicho antes mi política es estar dispuesto a hacer todo lo que pueda para que el pueblo de Cuba pueda desarrollarse y  vivir en libertad y seguridad, y conectarse con el mundo a través de toda su capacidad e ingenio”, dijo Obama dentro de un artículo de la sala de prensa del portal de la Cumbre. 

A lo que su homólogo, Raúl Castro, contestó que es posible lograr eso que propone Obama, todo mediante el respeto a las ideas. 

“…en alguno podemos ser persuadidos y en otros no, pero como ya lo hemos dicho estamos dispuestos a conversar todos los temas, incluyendo Derechos Humanos y libertad de prensa, creo que podemos desarrollar una relación de amistad entre nuestros pueblos, estoy dispuesto a conversar todo aquello que necesitamos discutir”, declaró Castro. 

Crédito de foto: cumbredelasamericas.pa

Cumbre D-I-G-I-T-A-L y plural 

Se aplaude el hecho de que la VII Cumbre de las Américas fue una a la que se le dio el peso digital que nuestros tiempos piden. 

De acuerdo a datos de la misma Cumbre, se generaron, tan solo en Twitter, más de 9 millones de impresiones, 40 mil seguidores y más de 1 millón de menciones. Todo esto en un lapso de cinco días. 

Junto a la gran presencia digital que tuvo la Cumbre, también está un aspecto histórico para América; esta reunión incluyó a todas las ideologías que hay en nuestro continente. 

La voz de los jóvenes 

Claro está que los ojos siempre se ponen en la reunión plenaria de los líderes de las naciones, sin embargo, del 8 al 10 de abril, hubo también un foro entre los Jóvenes de las Américas, en el cual se discutieron las temáticas centrales de la cumbre y se dieron varias recomendaciones hacia los líderes. 

Algunas de las más destacadas fueron las siguientes: 

* En materia de Medio Ambiente los jóvenes reconocieron que el cambio climático es el mayor desafío para la prosperidad de los pueblos y demanadaron a los gobiernos adoptar una agenda de Estado para unificar el critiero de energía sostenible en relación a las energías renovables. Del mismo modo, se pidió; darle prioridad a la creación de reservas ecológicas en cada país en busca de preservar la biodiversidad, así como implementar una educación ambienta obligatoria para promover una cultura sustentable.

* Para la Migración, los jóvenes defineron ésta no como un problema, sino como un derecho y para esto exigieron invertir en la educación universal y de calidad para fortalecer el desarrollo humano y la eliminación de los riesgos de la migración. Así mismo, fomentar el emprendimiento, cooperación y asociación con el sector privado para estimular la creación de trabajos dignos y seguros para la juventud.

* El tan controversial y difícil tema de Seguridad fue abordado por los jóvenes mediante el respeto total a la soberanía de las naciones, exhortando al continente americano a ser una “zona de paz”. Pero eso no fue todo, ya que tocaron un tema que muchas veces es olvidado: instaron a los gobiernos a elaborar políticas públicas integrales que restructuren los sistemas penitenciarios de modo que se garantize una reinserción social de los reclusos.  

Crédito de foto: cumbredelasamericas.pa

* La Educación preescolar, básica, media y superior debe ser gratuita y debe ser un derecho humano fundamental, pero también se deben asegurar modelos pedagógicos que tengan como objetivo un desarrollo integral de la persona, promoviendo la crítica y la creatividad e incluyendo la participación de todos los sectores sociales. 

* En Participación Ciudadana la juventud está consciente de la poca representitividad que se le da a grupos como LGBTI, personas con discapacidad, migrantes, jóvenes rurales, entre otros. Para esto se propuso cuotas electorales juveniles, institucionalización de mecanismos de debate permanentes, TICs sociales, consultas vinculantes y participación constante en las políticas públicas. 

Si quieres ver más propuestas dale clic aquí

¿Y México? 

México tuvo una participación tímida dentro de la Cumbre, lo cual no es de extrañar, considerando que la situación por la que atraviesa el país no da como para enemistarse con algún país de América o vender promesas falsas. 

Durante su participación en la sesión plenaria , el Presidente Enrique Peña Nieto declaró tres cosas: felicitó a Estados Unidos y Cuba por el retome de relaciones diplomáticas y se pronunció como un amigo y facilitador ante ellos, aplaudió al proceso de paz por el que actualmente está pasando Colombia y se puso a su disposición, y finalmente trajó a la vida a Simon Bolívar y repasó la historia y los ideales de América. 

A comparación de sus homólogos como Barak Obama o Rafael Correa (Ecuador), el mensaje de EPN fue bastante corto, diplomático y mesurado. 

Lo gracioso 

El sentido del humor brotó de Raúl Castró al iniciar su participación en la sesión plenaria de la Cumbre, ya que pidió que le dieran todo el tiempo que le debían de las otras cumbres para hablar. Quizás esto aligeró la posible tensión, ¿no creen? 

 

 

 

 

Comparte:

Hacer Comentario